COMUNICACIÓN ORAL Y ESCRITA PARA LA ADMINISTRACIÓN

$30.000

Curso: COMUNICACIÓN ORAL Y ESCRITA PARA LA ADMINISTRACIÓN
Extensión: 8 módulos de contenidos
Examen de Aprobación: El estudiante deberá realizar una presentación audiovisual en vivo online de lo aprendido durante el curso. Siendo evaluado por una comisión de académicos del Instituto.

Otorgamiento de Certificado: El estudiante al aprobar su examen de aprobación, será merecedor de su Certificado de Aprobación del curso, el cual será entregado en físico y digital.

ALGUNOS OBJETIVOS
Comprender los aspectos fundamentales del fenómeno de la comunicación.
Analizar la comunicación organizacional y sus implicancias para el logro de los objetivos.
Comprender la importancia del flujo de la comunicación en las organizaciones.
INTRODUCCIÓN
En la sociedad del conocimiento y la información resulta fundamental entender la relevancia de la comunicación en todos sus ámbitos. Desde este enfoque, basado en las nuevas tecnologías de la información y la comunicación y el acceso al conocimiento de manera cada vez más directa, es preciso relevar el rol de la comunicación para el entendimiento humano.
El sociólogo Daniel Bell, en 1973, incorpora la noción de la “sociedad de la información” en su libro El advenimiento de la sociedad post-industrial, postulando que el conocimiento teórico será la base de la estructura de la economía y de una sociedad colmada de información donde las ideologías estarán de más (Torres, 2005).
Por su parte, Manuel Castells (citado por la autora Rosa María Torres, 2005) indica que esta es una sociedad cuyo foco es la generación de conocimiento y el procesamiento de la información a través de las tecnologías de la información. Es importante, por tanto, la difusión de la tecnología y la redefinición de los usuarios. En esa misma línea, Castells define que las nuevas tecnologías de la información son más que herramientas, son procesos a desarrollar. “Por primera vez en la historia, la mente humana es una fuerza productiva directa, no solo un elemento decisivo del sistema de producción» (óp. cit., p. 3).

Ir arriba